El PP alerta de deficiencias en el catering de un instituto y le pide a la Junta que revise contratos

Salado le exige a la Delegación de Educación que prevalezca el bienestar de los alumnos "por encima de intereses empresariales"

El presidente del PP de Rincón de la Victoria, Francisco Salado, ha alertado hoy de deficiencias en el servicio de catering en el Instituto de Educación Secundaria Bezmiliana, carencias de las que varios monitores del comedor han informado a la Junta de Andalucía, razón por la que ha solicitado a la citada administración que revise este tipo de contratos si no se cumple con los mínimos de calidad exigidos.

"Es intolerable que si realmente la empresa que se encarga del comedor escolar del Bezmiliana está ofreciendo un servicio deficiente, la Junta no haya tomado medidas en el asunto y haya optado por renovar la concesión", ha criticado Salado, que ha detallado que algunas de las carencias denunciadas por los monitores "son tan graves que se ha producido hasta una intoxicación".

Cantidad de alimentos insuficientes, comida que llega en mal estado y tiene que tirarse por el mal olor o elaboración de comida con productos casi crudos excesivamente pasados son algunos de los detalles que monitores del comedor han hecho llegar a la Junta de Andalucía "con la esperanza de que rescindiese la adjudicación con la empresa, cosa que no ha ocurrido", ha señalado Salado.

Al saber por parte de los propios monitores que se ha informado tanto a la empresa como a la Delegación de Educación de lo que estaba sucediendo "y han dado la callada por respuesta, cabe preguntarse si el delegado del ramo, Antonio Escámez, está mirando por la salud y el bienestar de los alumnos o lo que prevalece son otro tipo de intereses económicos y empresariales".

En este sentido, el dirigente popular ha asegurado no entender "cómo se puede renovar un contrato unilateralmente si una de las partes implicadas no está de acuerdo con el servicio que ofrece la concesionaria y así lo ha hecho saber", ha sostenido el también portavoz del PP en Ayuntamiento de Rincón, quien ha apuntado que la dirección del centro y el AMPA también han informado desfavorablemente a la Junta de los servicios que ofrece esta empresa.

"El PP ha tenido constancia de que hay alumnos que se han ido del comedor con una clara carencia alimentaria, habiendo comido un par de bollos de pan seco que les dieron los propios monitores", ha denunciado Salado, que ha recordado que el contrato con la empresa CostaSur, la encargada del catering, expiraba en junio de 2010, "pero desafortunadamente su contrato ha sido renovado".

Esta situación se agrava si se tiene en cuenta, tal y como han hecho saber los monitores del citado comedor al PP, que tras una discusión de los mismos con los responsables del catering, estos "se mostraron seguros de que se iba a producir una renovación del contrato, algo que resulta más que alarmante".

"Cabría esperar que ante la aparente pasividad de la Delegación de Educación con este problema, el Ayuntamiento de Rincón tomase cartas en el asunto", ha afirmado el presidente de los populares rinconeros, quien le ha pedido a la alcaldesa, Encarnación Anaya, "que salga de su habitual letargo y actúe para asegurar el bienestar de los alumnos de su municipio".

De hecho, los monitores que han hecho esta denuncia han planteado como posible solución que sea el Ayuntamiento el que gestione directamente el servicio de comedor del Bezmiliana, a la espera de una actuación por parte de la Delegación de Educación.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies