IU propone regar los jardines públicos con agua no potable.

El reto más importante de nuestro tiempo consiste en evitar que el medio natural siga siendo degradado por la intervención o la omisión, el agua, elemento absolutamente vital para el hombre, debe ser objeto del máximo respeto.
Es prioritario y urgente promover el uso responsable de este bien cada vez más escaso y darle el valor que tiene. Por ese motivo el grupo municipal de Izquierda Unida, ha presentado una moción para que se tomen las medidas necesarias, para preservar la salubridad de las aguas tanto superficiales como subterráneas, además de frenar su despilfarro.

Deben vigilarse las fugas que pudieran existir en las canalizaciones pero también evitar usar agua potable para riego de jardines, actualmente se despilfarran agua en este uso.

La Empresa Aguas de Barcelona, Acuagest Sur, obligó a numerosas urbanizaciones del Municipio a instalar contadores totalizadores, no consintiendo que cada vecino tenga el suyo para que no se le pierda ni un litro sin cobrar. Los vecinos pagan el gasto total de la comunidad a partes iguales con los demás gastos a través del correspondiente recibo. Esto acarrea el que los usuarios no sean conscientes del propio gasto y da lugar al despilfarro.

Para conseguir el objetivo de preservar el agua se han propuesto los siguientes acuerdos:

1- Emplear agua no potable, de pozo o depurada, para el riego de jardines, para lo cual debería realizarse una canalización para conducirla.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies