La fiesta de la Sopa de los Siete Ramales de El Burgo cumple una década con la expectativa de congregar a 10.000 personas

El evento resalta el carácter gastronómico de la tradición burgueña y la riqueza de los productos de la comarca



El municipio de El Burgo celebra el próximo jueves, 28 de febrero, la X edición de la Sopa de los Siete Ramales, fiesta declarada de Singularidad Turística Provincial por la Diputación en 2005. El evento, al que se espera que acudan unos

10.000 visitantes, resalta el carácter gastronómico y turístico de la localidad, tal y como ha señalado el diputado de Turismo y Promoción del Territorio, Jacobo Florido.

Acompañado por el teniente de alcalde de El Burgo, Juan Manuel Pereña, Florido ha presentado hoy el programa de actos de la celebración, y ha animado a los malagueños a que acudan para disfrutar de la riqueza natural del municipio, enclavado en el Parque Natural Sierra de las Nieves, declarado Reserva de la Biosfera. Ha recordado que esta visita puntúa para obtener el Pasaporte de Turista Singular, y los visitantes podrán sellar el suyo en el punto de información que se situará junto al mercadillo artesanal.

La jornada empezará a las 09.00 horas, en el Parque Pasos Largos, con la elaboración de la Sopa de los Siete Ramales en la que puede participar toda aquella persona que lo desee. Su curiosa denominación responde a los ingredientes principales con los que se prepara: tomate, pimiento, cebolla, ajo, pan, patata y espárrago.

Pereña ha explicado que la tradición de esta sopa es muy antigua, y la elaboraban los jornaleros de los cortijos con los pocos recursos de que disponían. Su receta es similar a la de otras sopas tradicionales, como la perota de Álora, el caldo poncima de Alozaina o la tolita de Tolox, si bien ésta tiene ese toque diferente que le dan los habitantes de este pueblo serrano.

Será a mediodía cuando se den a probar miles de raciones cocinadas en los tradicionales dornillos de madera. Este año, como novedad, el teniente alcalde ha anunciado que se ha construido un dornillo gigantesco que será una de las principales atracciones.

Durante el día, los visitantes podrán adquirir en el mercadillo todo tipo de productos artesanales y típicos de la Sierra de las Nieves, como los roscos de vino, galletas, cubiletes, empanadillas, mantecados o tortas, así como aceite de oliva y aceitunas.

Habrá además una zona de talleres infantiles y distintas actuaciones musicales que amenizarán toda la jornada, así como visitas guiadas. El teniente alcalde ha querido destacar la hospitalidad de los burgueños, “que van a atender al visitante como se merece”.

Florido, por su parte, ha asegurado que los eventos gastronómicos como la Sopa de los Siete Ramales son “una reivindicación de la cultura de los municipios y una fiesta turística que la Diputación se esfuerza en impulsar”. Ha resaltado, asimismo, que El Burgo posee “ADN turístico” por reunir una “situación geográfica privilegiada, una gente hospitalaria y su excepcional gastronomía”.



    

Ver también

  • Presentación de la décima edición de la Fiesta de los Siete Ramales de El Burgo

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies